matilda | roald dahl

  • Durante las tardes que siguieron, la señora Phelps apenas quitó ojo a la niñita sentada hora tras hora en el gran sillón del fondo de la sala, con el libro en el regazo. Tenía que colocarlo así porque era demasiado pesado para sujerarlo con las manos, lo que significaba que debía sentarse inclinada hacia delante para poder leer.
  • (Hemingway) La forma como cuenta las cosas hace que me sienta como si estuviera observando todo lo que pasa. | Matilda
    • Un buen escritor siempre te hace sentir de esa forma. | Sra. Phelps
  • Resultaba agradable llevarse una bebida caliente consigo y tenerla al lado mientras se pasaba las tardes leyendo en su tranquila habitación de la sala desierta. Los libros la transportaban a nuevos mundos y le mostraban personajes extraordinarios que vivían unas vidas excitantes.
  • Lo que había leído le había mostrado un aspecto de la vida que ellos ni siquiera vislumbraban.

sangre de tinta | cornelia funke

  • Era mucho mpas fácil creer en la desdicha que en la dicha.
  • Las historias nunca acaban, Meggie, aunque a los libros les guste hacérnoslo creer. Las historias siempre continúan, comienzan con la primera página, pero no terminan en la última. | Mo
  • _¿No te parece raro el grosor de un libro cuando lo lees varias veces? Parece como si cada vez algo quedara adherido entre sus páginas. Sentimientos, pensamientos, sonidos, olores.... Y cuando al cabo de los años vuelves a hojear el libro, te descubres a ti misma dentro, un poco más joven y diferente, como si el libro te hubiese conservado igual que una flor prensada, extraña y familiar al mismo tiempo. | Mo
  • Qué silencio reinaba entre los libros, que espantoso silencio entre tantas palabras...
    • Lo sé, Meggie. Sé que piensas que el mundo que describe este libro es mucho más emocionante que éste. Conozco esa sensación. Yo mismo he imaginado con bastante frecuencia que me introduzco en uno de mis libros predilectos. Pero ambos sabemos que la cosa adquiere otro cariz cuando lo imaginado se convierte en realidad. | Mo
  • Hay quien dice que es posible añorar a aquellos a quienes se ama incluso después de muertos. Que te visitan de noche, o al menos en sueños, porque la nostalgia los trae de vuelta, aunque sólo sea por poco tiempo... | Roxana
  • La vida de las palabras habladas es más efímera que la de un insecto. Solo la palabra escrita vive eternamente. | Balbulus
  • (...) las palabras era inútiles. Sí, a veces parecían maravillosas, pero en cuanto las necesitabas de verdad te dejaban en el atolladero. Nunca encontrabas las adecuadas, nunca, porque, ¿dónde buscarlas? El corazón es mudo como un pez, por mucho que se esfuerce la lengua en proporcionarle una voz.
  • Los libros no son jarrones de cristal, querida. No son ni tan frágiles ni tan decorativos. ¡Son libros! Su contenido es lo que importa, y no se desvanece al amontonarlos. | Morfeo
  • ¡Tú forjarás palabras y yo mandaré forjar espadas, muchas espadas! | Cósimo
  • Nunca le había interesado lo que sucedía después de la merte, ni en este mundo ni en el otro. Seguramente sólo quedaba el silencio, un silencio sin posibles palabras de consuelo. | Sobre Fenoglio
  • Se sentía vivo. Vivo como el fuego. | Sobre Farid
  • Le encantaba que los libros dieran la impresión de haber sido utilizados momentos antes. Al contrario que a Elinor, a él no le importaba verlos abiertos, esperando al próximo lector. | Sobre Mo
  • No había muchos hombres que llevaran escrito en la cara el amor por una mujer. | Sobre Dustfinger
  • (...) y no supo si en su interior era más fuerte la sensación de alivio porque las palabras de Fenoglio volvían a convertirse en realidad o el temor que sentía por ellas y por los hilos invisibles que tejía el viejo, unos hilos que habían atrapado al propio Cabeza de Víbora y lo invitaban a soñar con la inmortalidad, como hacía tiempo Fenoglio había escrito su muerte.
  • (...) si los libros recogieran todas las historias tristes que han visto estos muros, llenarían todas las estancias del castillo.
  • Yo creo que un libro conserva siempre entre sus páginas algo de sus propietarios, ¿no les parece?
  • Son los muertos. Ellos traen las pesadillas. Te susurran cosas espantosas y luego se tumban encima de tu pecho para escuchar tu corazón desbocado. ¡Así creen que han vuelto a la vida!
  • _Te confesaré algo, muchacho. ¡Hace mucho que he dejado de ser el autor! ¡No! Ahora es la muerte, la mujer de la guadaña, la reina gélida, llámala como te plazca. Es su danza, y da igual lo que yo escriba, pues ella recoge mis palabras para ponerlas a su servicio. | Fenoglio
  • _Mi historia se ahoga en desgracias, y éstas... se niegan a escribir. ¡Las palabras me aterran, Meggie! Antes eran miel, ahora son veneno, puro veneno. ¿Y qué es un poeta que ya no ama las palabras? ¿Qué soy yo? ¡Esta historia me devora, me aniquila, a mí, a su creador! | Fenoglio
  • Los libros con las páginas en blanco parecen desempeñar un papel cada vez más grande en esta historia, ¿verdad? | Fenoglio
  • Allí estaba ella, Elinor Loredan, en medio de todos sus libros, pero éstos no la dejaban entrar, ni uno solo de ellos. Cual puertas cerradas que la atraían y llenaban su corazón de nostalgia, pero solo le permitían acercarse al umbral. "¡Malditos, tres veces malditos objetos sin corazón! ¡Llenos de promesas vacías, de falsos atractivos, alimentando tu hambre perpetua, pero sin conseguir saciarte jamás!"
  • Me he esforzado al máximo por inculcarles una relación algo más relajada con los libros. Ellos los mantienen ensartados como escarabajos, cada uno en su sitio, como en una celda. Los libros, sin embargo, desean sentir el aire entre sus páginas y los dedos de un lector que les acaricie con ternura el... | Morfeo

percy jackson y el último héroe del olimpo | rick riordan

  • No es fácil disfrutar de las bromas cuando toda tu vida parece una broma pesada
  • _A veces el poder más difícil de dominar es la capacidad de ceder.
  • Hijo mío. Soy el dios de los viajeros, el dios de los caminos. Si alguna cosa sé, es que debes recorrer tu propio camino aunque a mí se me parta el corazón. | Hermes
  • Nadie puede alterar el destino, Percy; ni siquiera un dios. | Hermes

Todo al mismo tiempo ahora | ana maría machado

  • (...) no todos los amigos son tan amigos de verdad.

percy jackson y la batalla del laberinto | rick riordan

  • _Los espíritus nunca son buenos consejeros. Tienen sus propios intereses. Viejos rencores. Y odian a los vivos.
  • Porque a veces es mejor mantener cerca a una persona de la que no te fías. Así puedes vigilarla. Quizá sea quien afirma ser: un mestizo en busca de un hogar.
  • No puedes confiar en los demás. Fíate solamente del trabajo de tus propias manos.
  • (…) buscar es el principio de toda sabiduría.
  • No es fácil ser un gran inventor (...) Siempre solo. Siempre incomprendido. Es fácil amargarse y cometer terribles errores. Resulta más complicado trabajar con personas que con máquinas. Y cuando rompes a una persona, ya no puedes arreglarla.
  • Lo dejé en su silla de ruedas, contemplando con tristeza la chimenea. Me pregunté cuántas veces habría permanecido allí sentado, esperando la vuelta de unos héroes que jamás habrían de regresar.
  • (…) a veces las cosas salen mal. (…) Los héroes quedan malheridos. Se… se mueren y los monstruos, en cambio, regresan una y otra vez.
  • “Pero los dioses no pueden morir” alegó Grover.
    • “Pueden desvanecerse” dijo Pan. “Cuando dejan de tener poder ys sus lugares sagrados desaparecen. La vida salvaje, querido Grover, es tan reducida y tan precaria que ningún dios es capaz de salvarla. Mi reino se ha esfumado. Por eso te necesito, para que transmitas un mensaje. Debes regresar ante el consejo. Debes comunicar a los sátiros, y a las dríadas, y a los demás espíritus de la naturaleza que el gran dios Pan ha muerto. Relátales mi muerte, porque han de dejar de esperar que vaya a salvarlos. Ya no está en mi mano hacerlo. La única salvación debéis de buscarla vosotros mismos. (…) Sé fuerte” dijo Pan. “Me has encontrado. Y ahora has de liberarme. Debes perpetuar mi espíritu. Ya no puede encarnarlo un dios. Habéis de asumirlo todos vosotros.” | Pan
  • (…) recuerda, muchacho, que una buena acción puede ser a veces igual de poderosa que una espada. (…) A veces las cosas más insignificantes pueden volverse muy grandes. | Dionisio

aura | carlos fuentes

  • (…) dicen que la soledad es necesaria para alcanzar la santidad. Se han olvidado de que en la soledad la tentación es más grande.
  • (…) caes agotado sobre la cama, te tocas los pómulos, los ojos, la nariz, como siu temieras que una mano invisible te hubiese arrancando la máscara que has llevado durante veintisiete años: esas facciones de goma y cartón que durante un cuarto de siglo han cubierto tu verdadera faz, tu rostro antiguo, el que tuviste antes y habías olvidado. Escondes la cara en la almohada, tratando de impedir que el aire te arranque las facciones que son tuyas, que quieres para ti. Permaneces con la cara hundida en la almohada, esperando lo que ha de venir, lo que no podrás impedir. No volverás a mirar tu reloj, ese objeto inservible que mide falsamente un tiempo acordado a la vanidad humana, esas mancillas que marcan tediosamente las largas horas inventadas para engañar el verdadero tiempo, el tiempo que corre con la velocidad insultante, mortal, que ningún reloj puede medir. Una vida, un siglo, cincuenta años: ya no te será posible tomar entre las manos ese polvo sin cuerpo.

tiempo de nubes negras | manuel l. alonso

  • Yo odiaba especialmente dos cosas: llamar la atención y hacer el ridículo. No espero que me entienda quien no haya sido verdaderamente tímido.
  • "No se hecha de menos lo que nunca se ha tenido...
  • (...) uno sabe que ha llegado irremediablemente a la edad adulta cuando ya no es capaz de disfrutar un domingo, cuando teme y aborrece los domingos.
  • Contemplé el cielo en espera de algún signo que anunciase el acontecimiento que estaba esperando desde hacía meses, el mayor de los acontecimientos posibles, frente al cual mi desgracia, todas las desgracias individuales, carecían de importancia. Me refiero, nada menos, al fin del mundo.

por favor, sea feliz | andrew matthews

  • Kazantzakis dijo: "Tú tienes el pincel y las pinturas. Pinta el paraíso y entra en él."
  • Todo su tiempo presente lo dedicó a planear un futuro maravilloso que jamás llegó

percy jackson y la maldición del titán | rick riordan

  • (...) los héroes no cambiáis. Acusáis a los dioses de vanidad. Deberiáis miraros a vosotros mismos. Tomáis lo que os apetece, utilizáis a los demás cuando os hace falta, y luego acabáis traicionando a todo el mundo. Disculpa, pues, si no siento mucho afecto por los héroes. Son una pandilla de egoístas e ingratos. | Dionisio
  • Si no fuera por los sueños, yo no sabría ni la mitad de las cosas que sé del fututo. | Apolo
  • El cielo aún anhela abrazar la tierra. | Atlas
  • Incluso los más valientes pueden caer. | Poseidón
  • Tu defecto fatídico es la lealtal personal, Percy. Tú nunca comprendes cuándo ha llegado la hora de cortar por lo sano. Por salvar a un amigo, sacrificarías al mundo entero. En el héroe de la profecía, eso puede ser muy, muy peligroso. | Atenea
  • Los defectos más peligrosos son los que resultan buenos con moderación. El mal es fácil de combatir. La falta de sabiduría... mucho más difícil. | Atenea

percy jackson y el mar de los monstruos | rick riordan

  • Los jóvenes no siempre hacen lo que se les dice, pero si logran lo que se proponen y hacen algo fantástico, a veces se libran del castigo. | Hermes
  • (...) si hay una cosa que he aprendido en el curso de los eones es que no puedes renunciar a tu familia ni dejarla por imposible, por tentador que a veces pueda resultar. No importa que te odien, que te pongan en ridículo o que, sencillamente, sean incapaces de apreciar el genio que has demostrado inventando Internet... | Hermes
  • Hibris significa orgullo desmedido, un orgullo mortal, Percy. Creer que puedes hacer las cosas mejor que nadie... incluso mejor que los dioses. | Annabeth
    • ¿Tú te sientes así? | Percy
    • ¿Nunca has sentido eso, que el mundo tal vez seaa un verdadero desastre? ¿Y no te has preguntado qué pasaría si pudiésemos rehacerlo partiendo de cero? Sin guerras, sin pobres, sin libros obligatorios para leer en verano. | Annabeth

percy jackson y el ladrón del rayo | rick riordan

  • Lo único que podemos hacer, niño, es seguir nuestro destino. | Quirón
    • Nuestro destino... Suponiendo que sepamos cuál es.
  • Me pone triste, Percy. | Grover
    • ¿El qué? ¿Haberte apuntado a esta estúpida misión? | Percy
      • No, no es lo que me entristece -señaló toda la basura del suelo. -Y el cielo. Ni siquiera se pueden ver las estrellas. Han contaminado el cielo. Es una época terrible para ser sátiro. | Grover
  • (...) a veces la fuerza debe doblegarse ante la inteligencia. | Annabeth
  • Es curioso como los humanos ajustan la mente a su versión de la realidad. | Percy
  • Al mar no le gusta que lo contengan. | Poseidón
  • Te he deparado un destino de héroe, y el destino de los héroes nunca es feliz. Es trágico en todas las ocasiones. | Poseidón
  • Sin la ayuda de numerosos y valientes ayudantes, los monstruos me habrían decorado cientos de veces mientras me esforzaba porque esta historia viera el papel. | Rick Riordan

corazón de tinta | cornelia funke

  • Guardaba debajo de la almohada el libro que había estado leyendo. La tapa presionaba su oreja, como si quisiera volver a atraparla entre las páginas impresas.
  • Meggie guardaba debajo de la almohada uno de sus libros predilectos, y cuando la lluvia le impidió dormir, se incorporó, se despabiló frotándose los ojos y sacó el libro de debajo de la almohada. Cuando lo abrió, las páginas se susurraron prometedoras. Meggie opinaba que ese primer susurro sonaba distinto en cada libro, dependiendo de si sabía lo que le iba a relatar o no.
  • Él solía permanecer despierto hasta bien entrada la noche, leyendo. Meggie había heredado de él la pasión por los libros. Cuando después de una pesadilla buscaba refugio a su lado, nada le hacía conciliar el sueño mejor que la tranquila respiracio´n de su padre junto a ella y el ruido que producía al pasar las páginas. Nada ahuyentaba más deprisa los malos sueños que el crujido del papel impreso.
  • Solía costarle unos momentos encontrar el camino desde el otro mundo, desde el laberinto de las letras.
  • Los libros se amontonaban por toda la casa. No solo estaban en las estanterías como en otras casas, no, en la suya se apilaban debajo de las mesas, sobre las sillas, en los rincones de las habitaciones. Había libros en la cocina, en el lavabo, encima del televisor, en el ropero, en montoncitos, en grandes montones, gordos, delgados, viejos, nuevos… Los libros recibían a Meggie con las páginas abiertas sobre la mesa del desayuno en un gesto imitador, ahuyentaban el aburrimiento en los días grises y a veces tropezaba con ellos.
  • Algunos libros han de ser paladeados, otros se engullen, y sólo unos se mastican y se digieren por completo.
  • A Meggie, sin embargo, le habría gustado asemejarse más a él. No había ninguna cara en el mundo que ella amara más.
  • Es agradable disponer de tus libros en lugares extraños. | Mo
  • (…) como siempre que interrumpía su lectura. Solía costarle unos momentos encontrar el camino desde el otro mundo, desde el laberinto de las letras.
  • —Si te llevas un libro a un viaje —le había dicho Mo cuando introdujo el primero en la caja— sucede algo muy extraño: el libro empezará a atesorar tus recuerdos. Más tarde, te bastará con abrirlo para trasladarte al lugar donde lo leíste por vez primera. Y con las primeras palabras recordarás todo: las imágenes, los olores, el helado que te comiste mientras leías… Créeme, los libros son como esas tiras de papel matamoscas. A nada se pegan tan bien los recuerdos como a las páginas impresas. Seguramente tenía razón. Pero Meggie se llevaba en cada viaje sus libros también por otro motivo. Eran su hogar cuando estaba fuera de casa: voces familiaes, amigos que nunca se peleaban con ella, amigos inteligentes, poderosos, audaces, experimentados, grandes viajeros curtidos en mil aventuras. Sus libros la alegraban cuando estaba triste y disipaban su aburrimiento mientras su padre cortaba el cuero y las telas y encuadernaba de nuevo viejas páginas que se habían tornado quebadizas por los incontables años y dedos que habían pasado sus hojas.
  • Agunos libros la acompañaban siempre; otros se quedaban en casa porque no se adecuaban a la finalidad del viaje o porque tenían que dejar sitio para una nueva historia aún desconocida.
  • —Tú siempre dices lo mismo: los libros tienen que pesar porque el mundo entero está encerrado en ellos. | Meggie a Mo
  • Casi le parecía escuchar los cuchicheos de los libros por la puerta entreabierta. Le prometían mil historias desconocidas, mis puertas hacia miles de mundos inéditos.
  • El fuego me pone nerviosa. Le gusta demasiado alimentarse de papel. | Elinor
  • Para aquel que roba, o pide prestado un libro y a su dueño no lo devuelve, que se le mude en sierpe la mano y lo desgarre. Que quede paralizado y condenados todos sus miembros. Que desfallezca de dolor, suplicando a gritos misericordia, y que nada alivie sus sufrimientos hasta que perezca. Que los gusanos de los libros le roan las entrañas como lo hace el remordimiento que nunca cesa. Y cuando, dinalmente, descienda al castigo eterno, que las llamas del infierno lo consuman para siempre. | Inscripción en la biblioteca del monasterio de San Pedro en Barcelona, citada por Alberto Manguel
  • Lo admito, me gusta salir a pasear de noche. Entonces el mundo me agrada más, está más tranquilo, casi sin gente y desde luego más miestrioso. | Elinor
  • A veces te apetecía pegar al mundo entero, pero no servía de nada, de nada en absoluto. Eso no mitigaba el dolor.
  • Una fuerte, amarga enfermedad del libro inunda el alma. Qué ignominia estar atado a esta pesada masa de papel, a lo impreso y a los sentimientos de hombres muertos. ¿No sería mejor, más noble y más valiente, dejar la basura donde está y salir al mundo… como un libre, desinhibido y analfabeto Superman? | Solomon Eagle, Moving a Library
  • Ha sucedido, me repetía sin cesar, ahora estás metido en medio de un relato, como siempre has deseado, y es espantoso. El miedo tiene un sabor completamente distinto cuando no se lee sobre él, Meggie, e interpretar el papel de héroe no resultaba ni la mitad de divertido de lo que me figuraba. | Mo
  • Ambos sabemos la felicidad que te puede reportar sumergirte en un libro y vivir su historia unos momentos, pero salir fuera de un relato y encontrarte de repente en el mundo real no parece traer demasiada felicidad. A Dedo Polvoriento le rompió el corazón. | Mo
  • Meggie creyó vislumbrar en los rostros de los hombres de Capricornio dos sentimientos encontrados: miedo a lo que Mo fuera a despertar a la vida, y al mismo tiempo el deseo casi devorador de que su voz volviera a transportarlos muy lejos de allí, a un lugar en el que pudieran olvidarse de todo, incluso de la propia existencia.
  • ¡Cuántas veces he deseado introducirme en uno de mis libros favoritos! Sin embargo, lo bueno de los libros es que puedes cerrarlos siempre que se te antoja. | Elinor
  • Su mundo tiene muchísimas pàginas, Lengua de brujo, casi una infinidad, y yo desearía escribir mi nombre en todas y cada una de ellas. | Capricornio
  • ¿Por qué las aventuras resultan mucho más divertidas cuando las lees?_ | Elinor
  • En esta ocasión, Meggie creyó vislumbrar en los rostros de los hombres de Capricornio dos sentimientos encontrados: miedo a lo que Mo fuera a despertar a la vida y, al mismo tiempo, el deseo casi devorador de que su voz volviera a transportarlos muy lejos de allí, a un lugar en el que pudieran olvidarse de todo, incluso de la propia existencia.
  • La noche pertenece a los ladrones. Siempre les ha pertenecido. En casa, protegido por la luz y fuertes mueros, uno lo olvida con facilidad. La noche protege a los cazadores, permitiéndoles acercarse con sigilo a su presa.
  • Dedo polvoriento contempló sus dedos enrojecidos y se acarició la piel tensa.
    • “Tal vez me cuente cómo termina la historia” murmuró. Meggie lo miró incrédula.
      • “¿Es que no lo sabes?” Dedo polvoriento sonrió. A Meggie su sonrisa seguía sin gustarle. Siempre le parecía falsa.
    • ¿Qué hay de especial en eso, princesa?” preguntó en voz baja. “¿Acaso lo sabes tú?” La niña no supo qué contestar. Dedo Polvoriento le guiñó un ojo y se dio la vuelta.
  • Es uno de mis mejores rufianes. ¿Por qué habría tenido que matarlo? En la vida real sucede lo mismo: los grandes asesinos se salvan y viven felices hasta el fin de sus días, mientras que los buenos, y en ocasiones los mejores, mueren. Así es la vida. ¿Por qué tiene que ser diferente en los libros? | Fenoglio
  • Siempre había temido a la muerte. Se la imaginaba fría, como una noche sin fuego. En cualquier caso, con el paso del tiempo casi había llegado a temerla más a otra cosa, y era a la tristeza. Desde que Lengua de Brujo lo jabía traído, a este mundo, lo seguía como si fuera su sombra. Una tristeza que lastraba sus miembros y tornaba el cielo gris. | Sobre Dedo Polvoriento
  • (…) un narrador de historias jamás escribe todo lo que sabe de sus personajes. Los lectores no necesitan enterarse todo. Es preferible que algunas cosas sigan siendo un secreto que el narrador comparte con sus criaturas. | Fenoglio
  • (…) ¿quién dice que todos los dioses son benévolos? La mayoría son severos y crueles. | Fenoglio
  • Los libros eran el único sitio en el que había hallado compasión, consuelo, felicidad… y amor. Los libros amaban a todo aquel que los abría, dispensaban recogimiento y amistad sin exigir nada a cambio, nunca se marchaban, nunca, aunque los trataran mal. | Sobre Elinor
  • Las palabras no adquieren vida hasta que las saboreas en tu boca. | Fenoglio

the ocean at the end of the lane | neil gaiman

  • I make art, sometimes I make true art, and sometimes it fills the empty places in my life. Some of them. Not all. |
  • (...) there was a birthday present waiting to be read, a boxed set of the Narnia books, wich I took upstairs. I lay on the bed and lost myself in the stories. I liked that. Books were safer than other people anyway.
  • I was not happy as a child, although from time to time I was content. I lived in books more that I lived anywhere else.
  • That's the trouble with living things. Don't last very long. Kittens one day, old cats the next. And then just memories. And the memories fade and blend and smudge together... | Lettie
  • Monsters come in all shapes and sizes. Some of them are things people are scared of. Some of them are things that look like things people used to be scared of a long time ago. Sometime monsters are things people should be scared of, but they aren't. | Lettie
  • I do not miss childhood, but I miss the way I took pleasure in small things, even as greater things crumbled. I could not control the world I was in, could not walk away from things or people or moments that hurt, but I found joy in the things that made me happy.

cartas de amor a los muertos | ava dellaira

  • (…) tu música encierra demasiado de tu ser interior, como si no hubieras podido expresar todo lo que deseabas. Quizá esa fue la causa de tu muerte: una explosión interna.
  • Hay algunas cosas que no puedo contarle a nadie, excepto a personas que ya no están aquí.
  • Cuando oigo tu voz siento que todo comienza a cobrar sentido.
  • Es un mito la frase que afirma que el dolor une a las familias, porque a nosotros nos ha separado.
  • Desearía saber dónde te encuentras. Sé que has muerto, pero creo firmemente que los seres humanos no pueden desaparecer por completo. Afuera está muy oscuro y estoy convencida de que estás por allí… En algún lugar, en algún lugar. Me gustaría dejarte entrar.
  • (…) perder algo muy cercano equivale a perder una gran parte de uno mismo.
  • (…) temo acercarme a él por miedo a que derrame toda la angustia que esconde en su interior.
  • Falleciste hace casi doscientos años, cuando tenían tan solo veinticinco. Pero las palabras que nos has dejado todavía permanecen vivas.
  • ¿Sabes lo que es conocer realmente a una persona más que a nadie en el mundo, porque has compartido todo y la comprendes en profundidad? Y luego la alcanzas y de repente… desaparece. Pensaste que era obra del destino y que te pertenecía, pero te equivocaste. Quieres protegerla, pero no puedes.
  • Mucha gente no hace lo que realmente quiere por miedo a no cumplir con las expectativas de los demás.
  • Sé que es muy difícil entender el gran amor que alguien puede sentir por nosotros, sobre todo cuando tenemos miedo de ser nosotros mismos o cuando ni siquiera sabemos con certeza quiénes somos. Cuesta creer que la otra persona no nos abandonará.
  • Estar enamorado es estar en completo peligro y plenamente salvado.
  • Nirvana significa liberación del sufrimiento. Algunas personas dirían que esta liberación se alcanza con la muerte. Felicitaciones por haberte liberado. El resto de nosotros permanece aquí lidiando con las ausencias.
  • (…) nadie puede salvarnos. Nadie puede salvarnos de nosotros mismos. Al quedarnos dormidos al pie de la montaña, el lobo aprovecha la oportunidad para descender. Nos gustaría que alguien nos despertara o lo hiciera desaparecer. Sin embargo, cuando advertimos que la fiera se encuentra verdaderamente en nuestro interior, ya no podemos escapar. Las personas que nos aman no pueden matarla, porque ella forma parte de nosotros y no podrían dispararle a nuestro rostro.
  • Sé que he dirigido mis cartas a personas que no tienen domicilio en la Tierra. Comprendo que ya han abandonado esta vida. No obstante puedo escuchar las voces de todos. Hemos estado aquí. Nuestras vidas importan.

firelight: chica de fuego | sophie jordan

  • Ya no volvería a dormir nuncam{as sobre ese cielo, y si mamá podía evitarlo, también dejaría de volar.
  • No voy a permitir que un estúpido enamoramiento arruine la vida que finalmente conseguí. | Tamara
  • Con la perspectiva del tiempo transcurrido, aquello me pareció solo una pequela molestia en comparación con este infierno.

cuentos de la selva | horacio quiroga

  • No es nuestra inteligencia, sino nuestro trabajo quien nos hace tan fuertes.

maze runner: the scorch trials | james dashner

    • And then they were kissing. Something exploded within his chest, burning away the tension and confusion and fear. Burning away the hurt of seconds earlier. For a moment it felt like nothing mattered anymore. Like nothing would matter ever again.
    • [sometimes I wonder] If being alive matters. If being dead might be a lot easier.

maze runner: correr o morir | james dashner

    • Tom: No te sientas mal por llorar. Nunca.
    • Chuck: Parece que te hace sentir mejor, ¿no? Es raro cómo funciona.
  • A veces uno no presta mucha atención a aquello que no cree que pueda suceder.
  • Era la prueba de que no sólo esos sueños de un futuro mejor nunca llegarían a concretarse, sino que la vida, en realidad, nunca había sido del todo buena.

it's kind o a funny story | ned vizzini

  • It’s so hard to talk when you want to kill yourself.
  • I have a system with bathrooms. I spend a lot of time in them. They are sanctuaries, public places of peace spaced throughout the world for people like me.
  • "...when I woke up, I had this awful realitazion that I was awake. It hit me like a brick in the groin. (...) I didn't want to wake up. I was having a much better time asleep. And that's really sad. It was almost like a reverse nightmare, like when you wake up from a nightmare you're so relieved. I woke up into a nightmare."
      • "And what is that nightmare, Craig?"
      • "Life."
      • "Life is a nightmare."
  • "I waste at least an hour everyday lying in bed. Then I waste time pacing. I waste time thinking. I waste time being quiet and not saying anything because I'm afraid I'll stutter."
  • Do you even know who the enemy is?
    • I think... it's me.
  • (...) friends. (...) they come and go. You lose one friend, you pick up another. All you have to do is talk to people, and this was back when I could talk to anybody.
  • 'Craig, please get better, everyone is trying.'
  • " (...) I can waste hours, just lying and looking at the ceiling, and time goes slowly and really fast at the same time..."
  • " You know why you're so messed up? It's because you don't have a connection with other people."
  • I'm okay because I have a plan and a solution: I'm going to kill myself.
  • (...) it's time for me to stop putting other people's emotions ahead of my own. It's time for me to be true to myself (...)"
  • "What's a triumph is that you woke up this morning and decided to live. That's a triumph."
  • "Life is not cured, Mr. Gilner. (...) Life is managed."
  • Run. Run home. Run home and enjoy. Enjoy. Take these erbs and enjoy them. They're yours, Craig. You deserve them because you chose them. You could have left them all behind but you chose to stay here. So now live for real, Craig. Live. Live. Live. Live. Live.
jan 1 2016 ∞
jan 1 2017 +